Super receta….pimientos rojos asados…

Armaos de paciencia y de tiempo, porque esto lleva lo suyo…es una tareita lo de asar pimientos, pero merece tanto la pena comerlos después que sarna con gusto no pica…
Vamos precalentando el horno, 180º , lavamos los pimientos rojos (que tengan chicha, que pesen, que estén carnositos), los ponemos tal cual en una bandeja de horno sin secarlos y metemos al horno. 
Iremos vigilando que no se quemen y dándoles vueltas para que se hagan por todas partes. En unos 40-45 minutos más o menos….estarán listos y habrán soltado bastante jugo que usaremos después. Dejamos que enfrien para poder pelarlos. Mientras pelamos y cortamos un par de ajos bien chiquitos y reservamos. Una vez templados los pimientos, vamos quitándoles la piel y las pepitas y poniendo las tiras que nos salen en una fuente con algo de fondo para después aliñar, cuando tengamos todos pelados le ponemos el ajo picado, un chorrete de aceite de oliva virgen extra y parte del jugo que han soltado los pimientos al asarse.
Ya los tenemos listos para comer…en frío, en templado o calientes, están buenísimos…

Uso de cookies

En NeoCenicienta se usan cookies propias y de terceros, si continuas navegando estás dando tu conformidad. ¡¡No te asustes!! simplemente es un mensaje legal...política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest